Diversificar siempre paga

Nota publicada por la agencia de noticias Telam -21/5/17-.

La crisis política desatada en el día de ayer en Brasil pone en evidencia cual es la idea que comparten Mauricio Macri y Federico Sturzenegger sobre cómo debe actuar el BCRA ante un evento externo negativo: el ajuste lo hace el tipo de cambio.

Como el objetivo de Cambiemos es que la economía argentina esté cada vez más integrada al mundo tanto desde el punto vista financiero como comercial, deberemos acostumbrarnos a un convivir con un mayor nivel de volatilidad en el tipo de cambio pero en un contexto de mayor institucionalidad. Es un cambio de 180°: donde antes predominaba la discrecionalidad del funcionario de turno, hoy existen reglas de juegos claras.

Andar en bicicleta pero sin rueditas

Nuestra recomendación a  principios de año era estar colocado en pesos. Para fundamentar esta visión teníamos en cuenta tres factores claves: a) la perspectivas de una cosecha record, b) el ingreso de dólares por un calendario abultado de emisiones de deuda soberana como corporativa en los mercados internacionales, y c) una débil demanda por  importaciones.

Un Fondo común de inversión de renta fija en pesos (un Fondo T+1) acumula en el año una rentabilidad del 8.8%  en pesos.  Por el contrario, el tipo de cambio subió (al cierre del 18/5) de 15.89 a 16.00 generando un rendimiento de solo +0.70%. Seguimos apostando al  peso pero queda claro que el margen de seguridad se reduce significativamente a medida que pasa los meses desde que hicimos nuestra recomendación.

¿Por qué sigue conviniendo el Peso? Porque los fundamentales  de Argentina siguen solidos: por un lado, la inflación fue más alta de la esperada en primer cuatrimestre y el BCRA deberá mantener la tasa en pesos alta por mayor tiempo, y por el otro, el flujo de dólares sigue firme.  Pero esperamos que estos mismo argumentos se debiliten en el margen durante el segundo semestre debido a que se termina el periodo fuerte de liquidación de los agro dólares y tendremos menos emisiones de deuda soberana en los mercados internacionales; por esta razón  incrementar la posición en activos en dólares hace sentido en una cartera diversificada.

Pero tener dólares en cartera no solo depende de la visión de los fundamentales de la economía sino también como protección ante eventos negativos como los de ayer. Las estrategias a todo o nada impiden administrar correctamente los riesgos, incrementan la volatilidad de la cartera, y sobre todo, pueden llevar tomar malas decisiones en los peores momentos.

Suba en las sombras

Es interesante rescatar del olvido que el movimiento ascendente del dólar comenzó a mediados del mes pasado  cuando saltó de 15.19 el 12/4 a 15.61 el 17/5, es decir un 2.7%, muy lejos del 1.94% que dio un Fondo T+1 en ese mismo periodo. Con el movimiento de ayer (+2.5-5) el acumulado en poco más de 30 días es de +5.3%.

¿Qué explica esa primer suba entre el 12/4 y el 17/5? Fueron las compras del BCRA. La mesa del Banco Central aprovecho la abundancia de dólares producto las liquidaciones del agro y la colocación de los Bonar 2025 y 2037 para incrementar las reservas en US$1.000 millones. Estas compras son parte de un programa hasta el 2019 para llevarlas del 10% del PBI al 15% (unos US$25.000 millones extras).

El día posterior al anunció existió un ligero salto en la cotización pero el movimiento más relevante  se dio a partir del momento en que salió realmente a comprar (entre el 3/5 y el 16/5 adquirió US$100 millones por día a un precio promedio de 15.45).

Ver para creer

La conclusión de todo esto es que los fundamentales del peso están firmes, el mercado confía en la actual gestión del gobierno y por lo tanto, el precio del dólar no va a subir porque sí: es necesario que aparezcan las ofertas en pantalla para que suba.

El mercado es soberano y su veredicto sobre Argentina es claro: la tasa del bono a diez años en pesos es menor al 15%. Mientras estos bonos mantengan estos niveles, no hay razón para cambiar de estrategia, solo hay que tener presente que vamos a tener sobresaltos y la mejor recomendación es estar diversificados. Al final no se trata solo de obtener una rentabilidad determinada, sino también del proceso como se la logra.

%d bloggers like this: