#BeforeTheMedialun: Argentum 🇦🇷

Mis reflexiones antes del desayuno:

498 palabras

Tiempo de lectura 3’19”

Argentum 🇦🇷 

Creo que todavía no tomamos dimensión de lo que implicó haber organizdo el G-20 la Argentina. Como muestra, sólo piense todo lo que paso el sábado por lo noche 🕺 en Buenos Aires: en el barrio de la Recoleta, mientras Máxima, Reina de Holanda, degustaba un helado en Freddo, muy cerquita de allí, en el Palacio Duhau, Donald J. Trump y Xi Jinping, cenaban en lo que era el momento más esperado (por los mercados) del G-20. En Palermo, jóvenes y no tan jóvenes, se prendían a la movida porteña cenando en un restó cool como lo hizo el Primer Ministro de Canada, Justin Trudeau o en una parrilla tradicional como La Cabrera tal como eligió Angela Merkel, la canciller alemana. Estuvieron también los que adaptaron el menú porteño a su paranoia persecutoria y prefirieron mover la montaña tal como hizo el Príncipe de Arabia Saudita, MBS (así es como se lo conoce 🤷‍♂️ ), que “invitó” a cocinar a su embajada al chef de La Cabrera🤦‍♂️. Todo esto ocurría mientras usted se pedía una pizza con empanadas por la app de tu teléfono.

¿Qué nos dejó el G-20? El gobierno vuelve a mostrar que cuenta con un fuerte apoyo internacional aunque a usted, que la pelea todos los días con una tasa por encima del 70%, le de igual si Cristine Lagarde ve los primeros éxitos del nuevo programa económico. Aunque no le sirva de consuelo, peor hubiera sido el ajuste sin todo este apoyo. Al gobierno si le sirvió (y mucho) el G-20 porque, si la discusión en 2019, pasa por demostrar quien está más dispuestos a cumplir con el Fondo y enamorar a los mercados, Cambiemos cuanta con ventaja. ¿Por qué lo decimos? Repase las declaraciones de los últimos días del joven Axel Kiciloff que no ha desaprovechado oportunidad para reafirmar la voluntad de negociar con el FMI y honrar las deudas. ¿No será mucho “acting” de quien estatizó YPF? La oposición va a tener que proponer algo distinto, porque para cumplir con la voluntad de los mercados, está Cambiemos.

Fumata blanca y los mercados en ✅

La tregua entre China y EE.UU. estaba acordaba antes de que sirvieran la entrada en el Palacio Duhau. Por algo las acciones emergentes ya venían recuperando terreno desde los mínimos del año (29/10). Desde el momento que eligieron juntarse a comer, se especulaba que algún centro le iban a tirar a los mercados. En consecuencia, hoy todo amaneció verde 💪.

Pero recomendaría ir con cautela. La fumata blanca entre Donald Trump y Xi Jinping (por 90 días) es una muy buena noticia pero todavía tenemos pendiente que hará la Fed con la tasa. Es cierto, usted me dirá, que desde el discurso de Jerome Powell todos estamos un poquito más esperanzados con un 2019 con menores subas pero no sea cosa que la pausa venga porque la economía americana frenó de golpe. Por ahora, no hay indicios de que vaya a pasar, pero si los hubiera, vamos a extrañar los 25 puntitos que subía la Fed cada trimestre 😩.

Ahí fue el #9/2018.

%d bloggers like this: