#BeforeTheMedialun: sell the rallies?

Mis reflexiones antes del desayuno:

419 palabras

Tiempo de lectura 2’47”

Desaceleración sin recesión 😉

Que rápido pasamos del “buy the dip” (es decir, recomendar comprar cuando el mercado cae) a “sell the rallies” (recomendar vender cuando rebota). ¿Por qué los decimos? Porque la recuperación intradiaria del jueves (cuando pasamos de caer un -2,9% a -0,2%) no convenció a nadie, y por eso, el viernes tuvimos un día negro que cerró una semana para el olvido para el S&P 500. ¿Qué está pasando? Nuestra primera percepción es que el mercado estaría descontando la desaceleración “más anunciada de la historia” de la economía 🇺🇸. ¿Por qué? Porque si bien los inversores sabían que en 2019 se diluirían los efectos de la rebaja impositiva de Donald J. Trump, lo que no podían prever es que a esta altura del año se sumaría a un sector de la vivienda en EE.UU. menos dinámico por la suba en la tasa de interés 😩 una guerra comercial que “profundizaría” la desaceleración de la economía China, y una caída en el nivel de actividad durante el tercer trimestre en Alemania, Italia y Japón. Too much.

¿Podemos aventurar que NO se trata de una recesión? En principio, SI porque en EE.UU. el consumo no se ha desacelerado, los beneficios de las empresas siguen en niveles elevados y la productividad se mantiene saludable. En otros países del G-7 TAMPOCO habría recesión porque el empleo sigue firme en Japón y la inversión en 🇪🇺 está solida. ¿Por qué nos importa tanto lo que pasa en el mundo, y en especial en EE.UU.? Porque estos miedos hicieron que el viernes pasado la tasa del bono 🇺🇸 a 10 años siguiera por debajo del 2.9% y el dólar a nivel global se debilitará, apuntalando de esa forma la cotización de las monedas emergentes, y en especial, al peso 🇦🇷 😃.

El peso firme, la tasa también

En otra jornada positiva para el peso 🇦🇷 y demás monedas emergentes, vimos a “la” dólar cerrar en $37.40 y a la tasa de las LELIQ en 59,2%.

Está semana se conocerá el dato de inflación de noviembre (que nervios 🙏). El escenario de tranquilidad de “la” dólar y la baja gradual de las tasas, depende, además de lograr un superávit comercial mes a mes, también de que baje la tasa de inflación. El mercado espera algo por debajo de 3%, yo con un 2.9% me conformo. Veremos.

Bonos 🇦🇷 abrieron muy firmes pero luego cedieron terreno acompañando la caída de los mercados. Seguimos en la parte baja del rango y no parece fácil salir de allí. ¿Habrá que esperar a las encuestas de marzo de 2019 🤔? Veremos.

Ahí fue el #13/2018.

 

%d bloggers like this: